Buscar en este blog

jueves, 31 de octubre de 2013

El hombre que cayó del espacio

La fotografía muestra los restos de Vladimir Komarov, un amigo cercano del primer hombre que fue puesto en el espacio, Yuri Gagarin.




Komarov, quien también era cosmonauta, fue elegido para volar en la primera misión de la Soyuz, con destino la Luna.

Yuri inspeccionó la nave, y encontró al menos 203 problemas estructurales, pero los mandos del Soviet no quisieron saber de nada que retrasara el lanzamiento programado. Por otra parte, Komarov tampoco se negó ya que sabía que, de hacerlo, en su lugar enviarían a su amigo, y no quería que él pudiera morir.

Yuri y Vladimir de caza

Tan pronto como la Soyuz despegó, comenzaron los problemas. Los estabilizadores automáticos fallaron, los manuales iban a medias, los instrumentos de orientación se congelaron, y los paneles solares... pues también se fastidiaron.


Visto el percal, le ordenaron a Komarov que diera la vuelta y abortara la misión. Como era de esperar, los paracaídas se liaron, y la capsula tomó (o mejor dicho atravesó) tierra a unos 140 km/h.

Durante el descenso, receptores de Estados Unidos grabaron las comuniciones entre Komarov y la base. Se le escuchaba llorar de rabia, maldiciendo a los comandantes del Soviet que le habían matado.

La grabación, aquí:


1 comentario:

Atento T. Observo dijo...

Cuánto hijoputa suelto, oiga.